6 errores que no debes cometer en el diseño de tu tienda

El recorrido del cliente: distribución de una tienda de moda (II) - Maniquíes
El recorrido del cliente: distribución de una tienda de moda (II)
5 agosto, 2020
Decathlon DX, el concepto de retail que marca el camino a seguir - Portada 2
Decathlon DX, el concepto de retail que marca el camino a seguir
17 septiembre, 2020

En las últimas publicaciones de Tribeka nos hemos centrado en las claves para crear espacios comerciales exitosos. Pero, en ocasiones, se aprende más de lo contrario: de los errores que tienes que evitar en el diseño de tu tienda si quieres que funcione. ¿Quieres conocer 6 que consideramos muy importantes? Sigue leyendo.

6 errores que debes evitar en el diseño de tu tienda

1) No crear atracción hacia el interior: la tienda debe generar la necesidad de entrar a todas las personas que pasen por delante. Para ello, es necesario contar con una fachada y un escaparate atractivos.

Una de las claves para lograrlo es romper las barreras entre la calle y el interior: mostrar el producto de una manera llamativa desde el exterior y que la decisión de entrar se convierta en un paso natural. Si quieres saber más sobre este aspecto, recupera este post.

2) No pensar en la colocación del mobiliario: el diseño del interior debe ser funcional. Este error provoca la creación de espacios incómodos, en los que no apetece estar el suficiente tiempo como para visitar la exposición completa e, incluso, comprar.

El interior de una tienda tiene que resultar comprensible e intuitivo para el cliente, así como generar una sensación de amplitud que evite las aglomeraciones. Te explicamos más sobre ello al hablar acerca de las ventajas de contratar a un interiorista comercial profesional.

3) Elegir una iluminación errónea: por ejemplo, que se abuse de la luz, pero también que resulte escasa. La iluminación siempre tiene que estar alineada con el producto y con el target al que va dirigido.

La iluminación de la tienda también es fundamental para ayudar a crear el recorrido del cliente y para invitar a entrar a los clientes en el caso de las luces del escaparate. Pero, sobre todo, tiene que subrayar la importancia del producto.

4) Diseñar una tienda para el propietario: sí, ¿te sorprende? ¡No debería! El diseño debe realizarse en exclusiva para el cliente final, que es la persona que compra y que decide si tu negocio prospera o cierra.

Nunca debe olvidarse este aspecto al lanzarse a crear o remodelar un espacio comercial. En palabras de Sam Walton, fundador de Walmart: «solo hay un jefe: el cliente. Y él puede despedir a todas las personas de la empresa, desde el presidente hacia abajo, simplemente gastando su dinero en otro lugar».

5) No poner el producto en el centro: es decir, no pensar primero en la colocación del producto, que es lo que queremos vender. Y, en este sentido, el cliente solo puede comprar lo que ve.

La visibilidad del producto que se expone es un aspecto crucial para el funcionamiento de una tienda y todo el diseño de una tienda debe ir enfocado hacia su protagonismo.

6) Crear un concepto confuso o incoherente: este último punto resulta muy relevante porque recoge muchas variables a tener en cuenta.

Sin embargo, podría resumirse en la necesidad de crear una idea de conjunto, un proyecto coherente: la identidad de la marca, el espacio, el producto y el target deben estar perfectamente alineados bajo un mismo concepto atractivo y comprensible para el cliente.

¿Has detectado alguno de estos errores en el diseño de tu tienda? ¿Necesitas un equipo de interioristas comerciales profesionales para crear tu espacio? Ponte en contacto con nosotros y trabajaremos juntos para que tu tienda funcione.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *